Breaking Bad: Season Finale: Felina

Julep: Y se nos fue, socia, se nos fue Breaking Bad. Aquella serie que vemos casi desde su estreno y que… recomendamos tanto y tanto nos mandaron a la mierda. Hasta que ¡Boom! Todos fanáticos. Qué loco cuando pasa eso… ¿no? Y qué difícil reaccionar a esos boom… Debo reconocerte, acá y en privado, que me gustaba cuando éramos pocos los que la mirábamos, épocas que analizabamos los títulos en twitter, los colores y cada cosa que pasaba; sin que haya este sobre-análisis boludo que ahora recorre la serie. Época que podíamos decir que algo, mínimo o no, era una mierda o no te había gustado… sin que una horda de fanáticos te saliera a putear ciegamente.  Época que no todos eran fanáticos de las series… Me siento como el viejo rico que no acepta al nuevo rico… En definitiva, imagino, que me siento como una pelotuda que ya no quiere escuchar a alguien más diciendo nada sobre BreakingBad porque la asquearon de pelotudeces…
Pero se nos fue, hace ya una semana se emitió el último episodio de Breaking Bad y nos dio un muy buen final… A mí entender no un final sorprendente (porque no pasó nada que no veníamos viendo) pero sí un final que cerró de forma digna todas las historias y no la deliro como otras.
Elle: Te digo que estoy igual que vos. En general no suele molestarme que una banda que escucho hace muchos muchos años se haga conocida y reviente los rankings o llene estadios a morir *cof cof MUSE cof cof* pero… Breaking Bad… Era un bebé preciado. Recuerdo cuando lentamente hacíamos evangelización hormiga “la va de un tipo que tiene cáncer y necesita dejarle plata a su familia antes de morir bla bla bla” y todos nos miraban con cara de “WTF” al decir que vendía droga. AAAHHH!! Horror, espanto, decadencia. Vendía DROGA, esa era la cara que me ponían. ¿Y ahora? Fenómeno global de multitudes, análisis y mega-análisis que se plasman de manera genial a modo de burla en este claro ejemplo.
No pasó nada sorprendente, yo no esperaba nada sorprendente y está bien que haya sido como fue. Porque así, el final fue fiel a la serie, a los espectadores, sin giros extraños ni boludeces flasheras salidas de la nada. Si, a vos te hablo Lost. Fue todo lo que yo esperaba de una finale y más, porque me dejó llena de satisfacción y con una amplia sonrisa en los labios. Decime exagerada, pero el final de Breaking Bad me hizo feliz.

Elle: Este pedido, implorándole a dios (supongo yo que a dios, nunca me quedó en claro si Walt era creyente o no) fue el ruego de un tipo ya entregado, que sabe que no tiene más nada que perder, ni siquiera tiempo. Su familia lo repudia, solo tiene dinero para ofrecerles y tampoco lo quieren. La policía le pisa los talones y plin, caen las llaves del parasol. Plegarias atendidas.

Julep: La verdad es que leí pocas realmente interesantes en la weP sobre el final de BreakingBad… pero una de las que leí y me encantó hacerlo fueron “11 cosas que deberías saber del final de Breaking Bad” y me resultó muy gracioso que toda esta cuestión del reloj (dejarlo) fuese nada más y nada menos que para solucionar un problema de continuidad entre este capítulo y el primero (de cuando volvieron). Y grité mi canto de victoria en relación al sobre-análisis que la serie sufre…
Elle: Eso lo dijeron en el Talking Bad 1×08, que fue el único que vi. Más allá del tema del sobreanálisis, como cuestión poética era hermosa. Yo no lo tomé como “El regalo que me hizo Jesse… ya no vale, aquí lo dejo”. Al momento de verlo fue más como “Ya no tengo tiempo que perder ¿Para qué quiero un reloj?”. No me parece un análisis demasiado sesudo, sino algo más bien sencillo. Se termina todo, el tiempo también, adiós reloj.
-Holaaaaa… ¿Hay alguien en casa?
Elle: Esta movida fue magistral, digna del mejor mix WW-Heisenberg que supimos conocer. Verlo deambular como una sombra por la casa de sus ex-socios, la sombra de lo que fue: un gran químico, un buen padre, un profesor mediocre, el gran lord de las drogas. Una sombra a la que nadie presta atención y sin embargo todos buscan y temen. Y de repente allí está, con la dignidad intacta, la facha zaparrastrosa  y el ego completamente herido.

Julep: Yo sé que voy a sonar como una pelotuda cuando te diga esto, pero voy a correr el riesgo… Creo que este momento es mi favorito dentro del episodio. Cómo resolvió Walter el tema de que la plata le llegue a sus hijos, cómo resolvió la amenaza a la pareja traicionera… verlo moviéndose tan libre y cómodamente, las escenas previas a que lo descubrieran paradito ahí… mirando un cuadro. Pero sobre todo… que hayan usado a los dos amigos de Jesse me pareció sublime. Parece una pelotudez pero… los terminan de incluir en la historia, no necesitamos que nos los presenten (como así hubiese sido necesario si eran dos exis) y además… ¿Qué mejor enterarse por ellos que la pitufa, sigue dando vueltas por ahí?
Elle: Que Badger y Skinny Pete fueran los dos con los “rifles de alta precisión” fue el último gran guiño de humor de la serie. Estos dos limados merecían su lugar en la finale y qué menos que desencadenando un par de hechos afortu/desafortunados: hacen posible que el dinero llegue a sus destinatarios y despertando (nuevamente) la ira de WW con respecto a Jesse.
Elle: No solo es traidor sino que cocina con Jack y los nazis. Im-per-do-na-ble para sus standards. Si supiera las condiciones en que Jesse estuvo “trabajando” con su nuevo “socio”… Yo sé que vos odiás a Jesse, que creés que muchas de sus acciones fueron su responsabilidad, pero nadie merece tener una novia muerta a su lado de sobredosis, ni ver cómo le matan a otra por la cada sin poder hacer nada, ni trabajar atado como un perro, esclavizado, atado a una cadena, por miedo a que un hijo de diezmilputa sin escrúpulos (Todd) le pegue un tiro por la espalda, bien a lo cagón, a un nene de 8 años. Porque Todd es un cagón, no coincido para nada con tu visión de humanidad de Todd de la semana pasada. El que mata a un nene para evitar que hable del robo de metilamina del tren es un hijo de puta, desalmado y cagón. A Andrea la mató por la espalda, ni siquiera mirándola a los ojos. Eso es no tener huevos.
Julep: Yo no odio a Jesse… creo que no tiene el coraje para enfrentar las consecuencias de sus propios actos. Estar encerrado fue la consecuencia de sus constantes actos de cobardía, de no poder hacerse adulto y enfrentar la situación en la que él mismo se metió… Ya lo dije pero… Se metió en una situación 50/50 y le salió mal. Podría haber sido Walter el que terminara en la cárcel tanto o igual de encerrado y malherido que él… pero fue él, que escondido debajo del auto, viendo cómo aquellos que iban a ayudarlo moría…
Me puse a pensar qué hubiese pasado si Walter no lo hubiese visto ahí abajo. ¿Se habría entregado? ¿Se habría quedado escondido cuánto tiempo pudiera? Y si escapaba… ¿Qué hubiese hecho?
Por lo que venimos viendo… probablemente nada con coraje. Y eso, es lo que me da bronca de Jesse.

Julep: Amé esta escena de Jesse con la caja y ese guiño especial a los fanáticos con memoria. ¡Y el contraste! Cuando lo empecé a ver sentí que algo me estaba faltando y… al volver a él, a ese que es él ahora… con cicatrices y arruinado, sin fuerzas y entregado. El cielo y el infierno.
Elle: Jesse pagó con creces su traición. Parece que no o que de manera velada, pero BB tiene mucho de moralina. Sos traidor: pagás. Te pasás al lado oscuro: pagás. No necesariamente gana el bien, ni por lejos, pero toda acción tiene consecuencias y esas consecuencias, si las acciones son jodidas, van a ser más jodidas todavía. Aún Hank pagó, siendo que sabía en lo que se estaba metiendo, pero dentro de todo era su línea de trabajo y sabía a lo que se exponía.

Elle: Este contraste me pegó un montón. Esa casa fue testigo de tantas cosas. Vimos el momento en que la compraron, todo lo que pasó en ese primer episodio y cumpleaños que los vemos compartir… Y luego esa pintada que lo identifica como MISTER DROGA. Ese “Algún día” que llegó más temprano que tarde y les costó la vida a ambos. Pero qué viaje, loco, qué buen viaje fue para todos nosotros y también para Walt, porque se lo admite a Skyler. El viaje de su vida.
Julep: Es maravilloso ver a ese Walter con pelo y cara de bueno. Tan bien usada toda esta reconstrucción que la veo y se me sigue poniendo la piel de gallina…

Julep: Esta mina… ¡Qué odio! Y qué lindo como estuvo planeado todo esto… Ni bien vi el polvo cayendo en la taza… entendí todo.
Elle: En algún lado leí que podía ser que el ricino fuera para Lydia, la fan de la stevia y por ahí por eso no me sorprendió tanto. Pero como movida, magistralmente ejecutada. Eso le pasó por ser tan estricta y apegada a la rutina, BIATCH.
Elle: Este también fue WW en estado puro. Verlo probar el dispositivo a lo MacGyver, sabiendo que de esto dependía TODO el plan… Me dio entre ternura y pavor. Como muchas de las cosa que ha hecho el tipo a lo largo de la serie, siempre me pasa lo mismo: por un lado, justificarlo porque “la familia bla bla”, pero después, al microsegundo, pensar “¡NO! ¡Ya fue la familia! ¡Es su puto ego el que lo impulsa a hacer esto, ya fue la excusa de la familia!”. Y, in my opinion, ahí reside una de las grandes ganancias de la serie y de muchas de las series actuales que pusieron a los antihéroes de moda: hacernos pensar que no todo es blanco/negro, sino que hay bocha de matices de gris en el medio. Si, lo leímos en muchos lados ya, pero es la verdad. No descubro la pólvora al decirlo, pero creo que si aún seguimos identificándonos, al menos parcialmente con las acciones de un asesino serial que mata malos, o de un tipo que vende droga para salvar económicamente a su familia antes de morir, es porque los límites morales de la sociedad o bien han cambiado, o bien han dejado de ser tan hipócritamente correctos en la tele y hacen a sus protagonistas un piquito/mucho más humanos.

Julep: Todo lo que tenga que ver con su relación con Skyler me encanta. Desde el momento que estaba hablando con Marie me imaginé que él ya estaba ahí… y este fue su broche de oro en relación a su familia… solucionado el tema de la plata ahora venía el tema de la protección y despegue de sus actos. El ticket, aquel que vimos pegado en la heladera, es el boleto de salvación para la familia White… Vos dirás, qué tontina… pero a mí siempre me da la sensación de que Skyler sigue queriéndolo y sufre, al igual que él, la separación.
Elle: No, para nada tontina. Yo también creo que aún sin querer, lo sigue queriendo. Que una parte de ella, que tal vez ella misma desprecia o no comprende de su propio ser, lo quiere y tal vez hasta lo entiende. Más en este momento de sinceramiento. O tal vez es lo que espero que haya sucedido, cuando ya no había más que decir entre ellos.
A nivel planos, lo de la columna fue terriblemente obvio como terriblemente triste. Nada más evidente que esa partición del plano para mostrar que ya nada podría volver a juntarlos.

Elle: El adiós a los hijos fue lo más doloroso. Lloré una pequeña lagrimita escondida. Pero hombre, es tu culpa. A lo hecho, pecho.
Julep: ¡Que ternura la escena dónde abraza a Holly! Creo que ahí, más que nunca, te das cuenta que sí… le gustó, pero en el fondo lo único que le importaban eran sus hijos.
Estacioná donde quieras, ¿eh?
Julep: Creo que las imágenes hablan por sí solas… y es muy poco lo que puedo agregar. Nada… verlo ya es suficiente.

Elle: Aún con la tensión del momento, leí Toddy y pensé en la chocolatada.
Julep: RATATATATATATATATATATATA!
Elle: El tipito moviéndose sobre el sillón de agua… Me dio una carcajada.
Julep: A mí también… eso y… ¡¡Debe haber sido dificil de hacer-mantener!!

Elle: Apreté las cadenas junto a Jesse. Disfruté de ver boquear como un pescado a ese saco de mierda llamado Todd. Jalé el gatillo junto a Heisenberg y celebré que el dinero le importara tres carajos. Fui una con ellos. Otra vez, la escuela de Mike hecha carne: no half measures.
Julep: A mí me dio risa la inocencia de Todd… pensando que era un ataque de un cualquiera externo y no dándose cuenta que su verdadero peligro estaba ahí, sentado al lado de él.
Julep: ¡¡Cantemos viToria!! Nada más, no se merecía nada más… ni nada menos. Sufrir, casi sin entender qué era lo que le estaba pasando… Sufrir, sufrir y sufrir.
Elle: Debe ser re feo morir de algo que parece gripe, una gripe eterna que te lleva a la tumba. Merece eso, porque eso era su vida, un tránsito lento hacia la nada misma, con zapatos desiguales y miedo a ser víctima pero nada de temor a ser victimaria despiadada. Adiós Lydia y ojalá que ardas en el infierno de los tibios sin sangre.

Julep: Es esto lo que más bronca me dio de Jesse. Walter lo salvó (de nuevo) y podríamos decir que pagó su deuda con él… (Aunque saben que para mí no la tenía). No es que no lo mató porque es buenito y Walter se iba a salvar; primero vio que estaba mal herido y ahí decidió que no… que no iba a matarlo, sino que iba a dejarlo morir. Eso es lo que me da bronca de Jesse, fue un cagón hasta el último instante que pudo.
Me hubiese encantado que se la diera contra algo. En ese ataque de locura… que se diera cuenta que no puede vivir consigo mismo y se matara.

Elle: Hermosa y excepcionalmente adecuada la canción del final. No solo parece como que Heisenberg siempre siguió a cargo de la meta azul más pura (nunca se fue, más allá del auto robado en New Hampshire, podía ser que estaba haciendo negocios por allá) sino que desligó a Jesse de culpas, porque por ahí van  encontrar el video en el que confiesa todo a Hank. Ese Hank al que por fin Marie podrá llorar y dar cristiana sepultura.
Muerto WW, nace la leyenda de Heisenberg. Por eso se va con una lágrima, sí, pero con una plácida semisonrisa en el rostro.
Te voy a extrañar Walt. Te voy a extrañar horrores Breaking Bad, mi serie adorada
Socia, un placer hacer las reviews de mi serie preferida con vos.
Julep: Hay una película con Bruce Willis que empieza y termina con él en la misma posición que Walter White, semi sonriendo y mal herido… la cámara hace exactamente el mismo recorrido y, detrás de todo, genera la misma construcción de la escena.
Walter se fue feliz sabiendo que cuidó a su familia y dejó todo preparado, listo y funcionando para que a su familia no le falte nada. Heisenberg también se fue feliz, sabiendo que su reino es suyo y de nadie más, que con él muere el imperio y el mito fue creado; él y nadie más fue, es y será Heisenberg el de la metanfetamina azul.
Yo no te voy a extrañar, porque se queda conmigo que (como algunas otras series) después de Breaking Bad… nada va a ser lo mismo.
Y siempre es un placer escribir con usted, socia…
Elle&Julep

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s