Recomendados: Back in the Game

Aún no se me ocurre un motivo por el cual decir “bajé el piloto de Back in the Game porque…”. No hay un por qué. Sabía que era una comedia y punto. Naaaada más. Y fue una gratísima sorpresa.
¿De qué la va?  Terry Gannon, madre de Danny, está recién divorciada de un tipo que le sacó todo, por lo que no le queda otra que volver a vivir con su padre que es un fanático enfermo del baseball. Cuando digo enfermo es enfermo a lo Tano Pasman, de esos que acá conocemos como barrabravas en el fútbol (al que le dan algún que otro palito en la serie). Tan fanático enfermo de la mente es su padre, The Cannon -el fuckin’ James Caan!!!!-, que ella en su época fue jugadora de ligas menores y consiguió una beca universitaria jugando al softball. Porque ella (por lo que entendí) fue criada por papi, ya que mami se murió o no sé bien qué onda. O él fue padre medio abandónico, no terminé de comprender eso.
Mi nombre es James Caan y tal vez me conozcan por mis papeles en El Padrino o Misery =P
El hijo de Terry (el pibe que hacía de hijo de Cooper en Private Practice y acá está muuuy bien) se va a probar para entrar al equipo de baseball de la escuela y no queda, porque el nenito es horrible. Posta que es malo, hasta el abuelo lo gasta de lo malo que es. El problema es que los que hacen la selección de niños para el equipo son machistas y salames, se ríen de los nenes que juegan mal y se ríen de que ella, una mujer, se les plante y les diga cuatro cosas.
Manga de machistas boludones
Lo que no saben es que Terry es la ostia jugando, -porque si dejó su carrera es solo porque quedó embarazada y se dedicó a ser madre-, decide hacerle una apuesta al coach: si podés batear la bola que te tiro, mi hijo se queda afuera. Si no podés, mi hijo puede jugar. Todos se ríen y la toman para la chacota. Para esto Terry ya se hizo amiga de una señora muy rica que la va a ayudar, porque su hijo, gay el niño, tampoco quedó en el equipo.
Esto puede sonar (y suena) a recurso-gastado-de-comedia, pero créanme cuando les digo que funciona. Hay un humor raro/ácido para comedia familiar, al que por ahí uno medio se fue habituando con Suburgatory. Hay palabrotas, pero en la justa medida. El nene no se calla ninguna (y no tiene miedo al qué dirán) y el abuelo es un personaje de esos que no va a quedar en la historia de las series, pero te hace pasar un muy buen momento.
Terry, la mamá, interpretada por Maggie Lawson
Por supuesto, ella logra su cometido, pero ahora ¿quién va a ser el coach de todos esos nenes que juegan tan mal, los desclasaditos? Mamá Terry, con la ayuda de The Cannon.
Si tenés 20pico minutos para invertir en una comedia nueva, diría que Back in the Game es una apuesta entretenida y con la que vale pasar un buen rato.


Acá, la promo (el estreno “oficial” es el 25 de septiembre):

@elledwards

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s